Por primera vez se realizará un estudio profundo sobre el genoma de la planta de la yerba mate. Se llevará a cabo en Misiones y servirá de puntapié para investigaciones específicas sobre los variados usos que podrían tener las proteínas de la planta, como ser cosmética o medicina.